De Ti a Mi


Del último hilo de ti

afloran el pan y la miel

y hay soldados de plomo

en los pliegues de mi alma

y aún persistes dulcemente

en mi

mía

sábado, noviembre 08, 2008

Todo es cosa de instantes...




(ya no quiero cambiar)

Celeste estaba la tarde como en estío,mientras el sol brindaba

hilos dorados.Una nube de encajes blancos se anunciaba lejana

mientras el chocolate humeaba en la taza de porcelana

blanca.Entró la noche a través de los tules

del atardecer,y la luna nata brillante

pero fría,buscó cobijo tras las palmeras elegantes.

Las quimeras en ronda,desnudas de pétalos,

cayeron en el estanque en fuga...

La jarra de estrellas que derrama la noche

parece el cántaro de la ilusión,

se vuelca en luces distantes del cielo

y el fulgor y el terciopelo,les van

cuajando una a una...

Pero ahora ya no humea la taza de porcelana,

ni queda chocolate, ni la nata brillante que es luna

se vislumbra ya.Todo ha sido cosa de instantes.

57 comentarios:

Adolfo Payés dijo...

todo a sido una cosa de un instante...¨

Precioso y en ese instante te he leído me he enlazado en tu verso vestido de poema intenso que me llego hasta el centro de mi corazón para decirte que esta precioso tu poema...

me lo llevo como siempre en el pecho dobladi-to y quedarme con el cuando lo desee leerlo...

saludos fraternos bellísimo poema

un abrazo

Steki dijo...

Precioso tu poema, Mía querida.
Y qué fotos! Maravillosas también.
Abrazo para ti.
BACI, STEKI.

Enredada dijo...

Instantes que pueden ser eternos, si se los conserva como tesoros.
Te quiero amiga!

Iduard dijo...

Que bellísimo instante... que gran poema, tan proustiano...

felicidades, aprovecho el instante paladeado, la taza de café, deliciosa, gracias.

Amparo dijo...

celebro que vuelvas, que no cambies.

Un abrazo

TOROSALVAJE dijo...

Lo importante es que pudiste disfrutar de esos instantes, eso es un privilegio.

Vendrán más.

Besos.

Trini dijo...

Un instante que hemos debido de saborear y atesorar. Siempre he pensado que la felicidad se compone de esos instantes y, que nuestro error está en no saborearlos porque tenemos prisa por alcanzar la felicidad completa.

Besos Mía.

Noray dijo...

¡Qué poema! ¡Es bellísimo!

Tienes toda la razón: la vida está hecha de instantes. Hay que saber vivirlos y disfrutarlos. ¡Creo que tú, Mía, lo has conseguido!

Un beso

PS: lo que más me gusta es que has conseguido imprimir belleza a la sencillez. ¡Eso casi nunca logra!

Anónimo dijo...

pero a ti te han tocado vivir los mejores Mía,instantes que se registran así...no m han tocado nunca a mi.
bicos,Manoli

MiMundo dijo...

...me gusta que no cambies...me gustas tal cual...un abrazo...

Emig dijo...

Entiendo al buen alfarero como aquel que sigue su propia creación sin dejarla inconclusa. El mejor cambio esté quizás dentro de los "mismos" instantes, esos que son cercanos. Los distantes son los nuevos que ahora son huevos.
Los mismos instantes de la figura del alfarero, hace que éste viva la mejor sensación de magia: poder cambiar y moldear con el mismo barro, porque se da cuenta de que siempre son las mismas manos...
La creación desde la magia es luz si lo creado es fruto del desapego. No es necesario romper ninguna forma, sino adaptarla al son de cada pequeño mundo que traducen las yemas de los dedos, que leen por la noche, moldean por el día...

Besos Mía.

Arkantis dijo...

Mi niña pues nada no cambies...

No se porque no puedes enlazarme :-(

Un besito preciosa

Anónimo dijo...

Mía....
que preciosidad de poema y que belleza de comentarios,besitos de Pepi

moderato_Dos_josef dijo...

Precioso y escrito con tu sensibilidad Mía. Los instantes son aquellos cortos espacios que son capaces de definir nuestras vidas... Un abrazo!

-Pato- dijo...

Todo es cosa de un instante.

Y en ese instante un mundo.

Hermoso poema, besos.

María dijo...

Precioso y bello instante el que compartes con todos nosotros, toda tu dulzura, tu sensibilidad la transmites muy bien con tus palabras y con las maravillosas imágenes.

Un beso y feliz tarde.

Raquel Fernández dijo...

La vida está hecha de instantes que atesoramos y eternizamos.
Precioso poema.
Un beso grande.

Arkantis dijo...

:-) pues gracias por enlazarme...te dejo un besito azul

Anónimo dijo...

mía dulce,este poema me lo quedo!Lo voy a hacer mi compañero eterno!
Bicos
Ali

Loser dijo...

...
(suspiro)

De cenizas dijo...

Preciosa metáfora de la vida.


besos

Anónimo dijo...

cosa de instantes...que no debemos dejar escapar!
Mucho me ha gustado Mía
Jose

EGO dijo...

Da rabia la noche cuando dura tan poco, mientras que otras veces nos hace sufrir tanto, esas que se hace eterna y parece que el alba nunca llegará.
Me gustó. Besos(Volví)

Ary dijo...

El instante es.

----

¿Pero cómo dices que no tienes madre? ¿Quién te da de comer todos los días?

AlmA :) dijo...

Ese instante.... inspira y abre todos los sentidos... lo que se siente... jamás volverá a ser...

Un beso.. bella
:)

Arkantis dijo...

Mi niña feliz semanita...
Un besazo

Anónimo dijo...

Yo quiero vivir estas bellezas aunque sea un solo instante,y después de su recuerdo.
Gracias Mía,muy bonito
Clara

Inés Bohórquez dijo...

Y vivimos de un instante a otro
de insinuantes momentos
de particulares encuentros
de ensoñados recuerdos
de lo que en cada instante
logramos crear...

un abrazo Mia hasta la proxima

Anónimo dijo...

simplemente bello,Mía
saludos de Chiki

My dijo...

(nunca me habia parado a leer esa frase.. si me lees no estoy sola después de escribir)

=) instantes..
como éste.. en que te leo.. y me arrancas la primera sonrisa del dia.

un abrazo..

Roberto Esmoris Lara dijo...

...instante tras instante
vida
latido



besos, hermoso poema
gracias

REL

Dédalus dijo...

Cuando trenzamos esos bellos instantes (aunque en apariencia nada quede de ellos), estamos haciendo vida; la nuestra, nuestra vida.

Besos, Mia. Un gusto leerte, durante unos instantes.

Edgardo dijo...

Mía, amiga, si uno se pone a pensar un poco, en verdad, todos son simples instante en el inabarcable e inalcanzable océano de la eternidad. Apenas tenemos un instante para nacer, para crecer, para vivir, para morir, apenas un instante para amar, para soñar, para llorar y para olvidar, un instante para recordar y otro para seguir adelante. Un instante, tanto y tan poco a la vez, un instante donde todo puede comenzar o acabar, donde el sol puede brillar, donde la luna salir, donde el chocolate caliente enfriar. De instante esta hecha la vida, por eso es tan importante vivirlos todos con la máxima plenitud posible. La vida son instantes, instantes que como puntos que hacen a una línea y marcan una dirección, así esos instantes van formando los momentos de nuestras vidas. Y tu, esa noche has tenido un maravilloso instantes, en días de recuerdos, de ángeles distantes, de pensamientos fríos, de otoño claro, así algo ha pasado por tu camino.

Ya has vuelto, ahora a esperar el próximo instante con ellos. Te mando un beso enorme y abrazo gigante.

HologramaBlanco

Máximo Ballester dijo...

Instantes dulces, celestes como la tarde. Vivimos tratando de apresarlos. Se van pero nos confirman lo bello que es vivir, lo efímera que es la vida.
Hay que volver a llenar la taza de porcelana. Sentarse a contemplar a la espera de que otro instante brille.

Un beso.

Anónimo dijo...

los instantes vividos son la única riqueza que se atesora en la memoria,y tú lo has demostrado Mía,
besos,Mariajo

ybris dijo...

Afortunadamente.
Sólo los instantes profundizan antes de convertirse en costumbre.

Besos.

anamorgana dijo...

Mia, que maravilla de fotos. El post no se queda a trás, me encanta. Afortunadamente la vida está llena de instantes. Un abrazo
anamorgana
P.D. GRACIAS POR TUS VISITAS CUANDO ESTABA INCOMUNICADA

Tomás dijo...

... y las cosas del instante se reunen en el corazón de la memoria y hablan en el corazón de un alma poético, queirda hermana, sin ti la nata no sabe a nada,
besos

Anónimo dijo...

nostalgia de instantes

que cada día

renacerán

... no lo dudes

los instantes se suceden

sin interrupción

... germen de las brasas

que iluminarán

nuestro cielo

mañana

...

un beso...

J L S

Anónimo dijo...

Sobre valoramos los instantes por lo veloces y fugitivos,de ser eternos,no les querríamos como les queremos...
Besos,Pepi

EL BUSCADOR DE S dijo...

¡A freir monas el colesterol! A las 5 de la tarde, ante el humeante chocolate cerraré los ojos para vislumbrar tu Luna del instante.
¡ besos!

marea@ dijo...

Varado quedo... en las imagenes, en las letras...

Un beso. Marea@

Joan Pinardell dijo...

Si algo somos
Somos eso
Una suma de pequeños momentos
de oscilantes momentos
mientras pendemos de un hilo...

besos

Anónimo dijo...

Cuando era niña no sabía lo importante que son los instantes,ahora los añoro y los pierdo tan fácilmente...
MªJulia

Ego dijo...

Santa María, la Luna...
Va a ser la Luna...
Un (b)eso

brujaroja dijo...

Los instantes son los que nos salvan.
Qué espejo para mirarse son tus ojos, Mía.
Te leo, y en estos tiempos míos de extraña zozobra, añoro la serenidad de tus miradas. Ver la luna de nata y sentirse feliz un instante, que eso y no otra cosa, es lo que tenemos...

María dijo...

Hola bella Mía, venía a ver si tenías un nuevo post, te dejo mis saludos, y decirte que iré a ese enlace donde me has dejado su dirección para conocer lo que dice Nissu, que no sé quién es, pero así descubriré su blog y su escrito.

Un besazo y feliz tarde.

Anónimo dijo...

De verdad Mía y qué cortos son esos instantes,cuando queremos aprisionarles,ya se han evaporado.
Mª Jose

Marcela dijo...

Que lindo lo que escribís Mía.
Me encanta leerte.
Besitos
Marcela

PIZARR dijo...

Pues ta ves Mia, mi vida acostumbra a rodearse de instantes de ese tipo, en los que como me ocurrió el domingo en el concierto, el mundo se detiene para que puedas saborearlos sin sentir el paso del tiempo.

Las fotos preciosas para ese tipo de instantes.

Un beso desde Bilbo

Raúl dijo...

Pero qué bella es la fugacidad, preciosa vecina. Qué bella es a veces.

Guinda de Plata dijo...

Preciosa, delicada y evocadora entrada llena de maravillosos instantes. Te luces cada vez más, Mía.

Te mando muchos besos con sabor a guinda muy dulce.

B.

Jin dijo...

hmm, la nata brillante de la luna me ha gustado casi tanto como el chocolate de esa taza! por cierto quién se hizo con el último trago, tú o yo? :)

bss

nisu.- dijo...

Mia...

La vida es una sucesión de instantes alos que queremos dar forma.
Pero el tiempo es efimero. Se nos escapa entre los dedos como cuando queremos guardar un puñado de arena, un puñado de humo, un puñado de felicidad.

Vivimos en la eternidad de los instantes.
Vivimos de la eternidad del instante.

Gozar de los instantes es la única razón de vivirlos.

Te deseo los mejores instantes.

Nisu.-

Anónimo dijo...

Mía me gusta mucho la tristeza en colores y aromas,me gusta leerla no sentirla.
Besazos del sur, Leti

Alatriste dijo...

Me quedé con más ganas de ti, así que volví por la tarde.
Leerte me relaja, porque eres una bendición para los sentidos.
Guardo los instantes que paso contigo en esta página. Son muy especiales.
Besos y que te vaya bonito.

Anónimo dijo...

sensualidades del paladar y tu hondo mirar....

:))

Besos princesa(ya sé que no te va la monarquía...ay Mía!

:)))

Jose